rosa-cruz de oro - .uno”, él ama y yo amo, porque él se refleja en mi corazón para sentir el

Download ROSA-CRUZ DE ORO - .Uno”, él ama y yo amo, porque él se refleja en mi corazón para sentir el

Post on 02-Oct-2018

212 views

Category:

Documents

0 download

Embed Size (px)

TRANSCRIPT

  • &

    ROSA-CRUZ DE ORO

  • Fraternidad Rosa Cruz - Antigua

    REVISTA DE LA CIENCIA RO SA -CRU Z

    ORGANO DEL CENTRO ROSA - CRUZ DE BOGOTA-COLOMBIA

    DIRECTOR: ISRAEL ROJAS R - APARTADO 1416

    AO XXIX - OCTUBRE DE 1977 - No. 112

    PENSEM OS EN LA VERDADPensemos en la VERDAD, porque ella nos va conduciendo

    con la delicada suavidad de la gua de un nio, al sentido puro de la BELLEZA y del BIEN.

    Platn, el clebre mstico y filsofo griego, entreg a la hu manidad esta preciosa triloga, para que le sirviera de gua y fundamento en su vida y en su Evolucin.

    El quiso sabiamente que el pueblo griego fuera un modelo de sensibilidad, de esttica y de sabidura, y por tal razn esta tuy esos puntos admirables de la VERDAD, de la BELLEZA y del BIEN.

    Todos los das escuchamos y pronunciamos la palabra ver dad, quizs, con suficiente inocencia de su contenido, de su esen cia, de su esplendor.

    Hay verdades relativas y circunstanciales, que emergen de los acontecimientos diarios, y que debemos justipreciar en lo que significan y valen, para las actividades de la vida de relacin. Quien no piensa sinceramente en la Verdad de los hechos que le rodean, siempre ambular como un sonmbulo cometiendo yerros a cada paso y abismndose de su propia estulticia.

    El hombre que no tiene por meta la Verdad relativa, sufre las fatales consecuencias que lo llevarn siempre por caminos inciertos, caminando en vacilaciones mltiples, con dolor y psi colgica miseria, para su vida de peregrino.

    En cambio, el hombre que objetiva la Verdad severa y rigu rosamente, cometer pocos yerros y verificar muchos aciertos y as su vida ir de satisfaccin en satisfaccin, y de plenitud en plenitud. Esto sola y nicamente en relacin con la vida comn de este peregrino del mundo, que se llama hombre.

  • 2 R O S A - C R U Z D E O RO

    Pero, y este pero debe acentuarse, No solo de pan vive el hombre, como sabiamente dijo el Nazareno. El hombre para lograr plenitud integral e ideal, debe contemplar la Verdad en la Naturaleza toda, para amarla y as sentirla y comprenderla,

    La Verdad esencial y divina es la VIDA, y la Vida, que en sus eternos movimientos da posibilidad de existir tanto a la floi enhiesta y maravillosa del jardn, que encanta con su armona, al gusanillo que se arrastra a flor de tierra, a la mariposa que vuela dando esplendor al paisaje, al sol fuente de todo poder y energa que fulgurando en el oriente alumbra las bellezas del mundo, da alegra al corazn de los que saben amar y compren der y nos permite evolucionar en este mundo donde solamente la lucha y el esfuerzo permiten al hombre superarse, amarse y comprender que todo lo que le rodea es expresin integrante de esa infinita Vida del Universo.

    El augusto Nazareno que se haba compenetrado del sentir de la Armona de la Vida Interior, poda as igualmente amar el sentido de la Vida exterior manifestada en todos los seres, que era su propia Vida en elacin mstica, y as pudo decir: Yo y mi Padre, la energa espiritual divina de la Vida, somos Uno, l ama y yo amo, porque l se refleja en mi corazn para sentir el aliento de la Vida Universal

    Algunos pseudo-filsofos suelen decir por carencia de pe netracin y de comprensin, que Jess no supo cul era la Ver dad, sin darse cuenta que l dijo con sentido, con elevacin y esttica: Yo soy el Camino, Yo soy la Verdad, porque Yo . soy la VIDA. Luego el Camino, la Verdad y la Vida, son la misma esencia que anima a todos los seres y todas las cosas.

    L a Vida es la V erdad y su sentir nos conduce por los sende ros de la superacin y de la divinizacin del ser.

    La idealizacin esttica que el genio del arte supo estampar en la figura que decora esta entrega de la Revista, puso en los ojos del infante idealizado, todo el sentir de la Vida, toda la comprensin y toda la belleza espiritual del que siente la pro fundidad de la VIDA en la hondura de su corazn.

    El que piensa en la VERDAD, llega al Sentido de la Vida, y el que llega al Sentido de la Vida, comprende lo divino de la Belleza y lo conduce inevitablemente por el jcamino del Bien.

    El Amor y la Arm ona nacen en el A lm a que siente el e te r no flu ir de la Vida.

    RAGHOZIN1

  • R O S A - C R U Z D E O R O 3

    *Slencio J H s tic o

    Almas alertas del rumor del mundo por sorprender el divinal secreto!... yo s bien que no hay nada tan fecundo, como el silencio mstico y profundo que llena el alma de sutil respeto.

    L E A - E S PARA U D .!

    ADAN no fu el Primer Hombre, ni EVA la Primera Mujer

    Dgnese lector amigo comprobar este hecho, leyendo el Ca ptulo IV del Gnesis en los Versculos 16 y 17 que dicen: Y sali Can, delante de Jehov y habit la tierra de Nod, al Orien te del Edn y conoci Can a su mujer, la cual concibi y pari a Henoch: y edific una ciudad y llam el nombre de la ciudad, del nombre de su hijo, Henoch.

    De tal suerte que Can, despus de haber cometido la falta de m atar a su hermano Abel, se alej de la tierra de sus padres, la tierra de Jehov, y transmontando la cordillera prxima, al otro lado de la misma, hall otra humanidad, de la cual tom esposa, fundando hogar, familia y pueblo.

    Ahora, si d. sigue leyendo el captulo mencionado, encon trar que en el Versculo 25 del mismo, dice: Y conoci de nuevo Adn a su mujer, la cual pari un hijo y llam Seth: porque Dios (dijo ella) me ha sustituido otra simiente en lugar de Abel, a quien mat Can. Y a Seth, tambin e naci un hijo y llam su nombre Ens.

    De tal suerte que el nuevo hijo varn de Adn y Eva, lla mado Seth, tambin se fue al pueblo inmediato y adquiri mujer.

    Estas son demostraciones que evidencian de que, Adn no fue el primer hombre, ni Eva la primera mujer, segn la Biblia, no por conceptos extrados de fuentes distintas.

  • 4 R O S A - C R U Z DE O R O

    La Manzana no fue la Fruta ProhibidaLa manzana no fue la fru ta prohibida en el jardn de El

    Edn. Convnzase Ud. leyendo los Captulos II y III del G nesis. donde se habla del prim er pecado, o sea de la cada del hombre, tal como se suele llamar.

    Lea Ud. especialmente en el Captulo II los Versculos 16 y 17, que dicen: Y mand Jehov Dios al hombre, diciendo: De todo rbol del huerto comers; mas del rbol de la ciencia del bien y del mal no comers de l, porque el da que de l comie res, morirs.

    De tal suerte, que no se tra ta de ninguna manzana, sino del rbol de la ciencia del bien y del mal; ahora, pase Ud. al Ca ptulo III y lea el Versculo 3? que dice: Mas del fruto del r bol, que est en medio del huerto, dijo Dios: no comers de l, no lo tocaris, para que no muris.

    Y el 6? Versculo: Y vio la m ujer que el rbol era bueno para comer y que era agradable a los ojos, y rbol codiciable para alcanzar la sabidura; y tom d su fruto, y comi; y dio tambin a su marido, el cual comi, as como ella.

    No hay tal pues, que la manzana haya sido el fruto prohibi do en el jardn del Edn.

    Tampoco es verdad que haya biblia Catlica, ni biblia Protestante. La Biblia es un libro ciento por ciento Hebreo- Judaico; de ta l suerte que, ni la religin catlica ni la pro testante, tienen libro sagrado; son religiones acfalas, que se estn valiendo ciento por ciento del judaismo para guiar a sus seguidores.

    GU AYABO (Pesidium guayava)

    Arbusto que se cultiva en climas templados y tropicales.Su fruto casi redondo y coronado por su extrem, como la

    mayor parte de las bayas de la familia de los mirtos, se parece a una manzanita; su pulpa, de color blanco o rosa ms o menos subido, es suculenta, de un perfume y sabor excelentes. Se come crudo, cocido, en compota y en dulce.

    Es rbol que se puede cultivar al raso en los pases templa dos, lo mismo que los naranjos y los granados.

  • R O S A - C R U Z D E O R O 5

    Es muy rica en substancias tnicas y ppticas, como tambin en hidratos de carbono (azcar).

    Su fuente de vitaminas es muy recomendable: Vitamina A, 200 unidades internacionales, por 100 gramos de substancia co mible. V. B-l, 44 milsimas de miligramo por ciento. V. B-2, 83 milsimas de miligramo por ciento. V. C, 71 miligramo por cien to. Tambin contiene otras substancias muy importantes para la nutricin: Protenas 0,75 por ciento. Materias grasas 0,5 por ciento. Hierro 0,5 miligramos por ciento.

    La guayaba es un buen alimento; sano, digestivo y, muy til para nuestra normal nutricin. Coma Ud. guayabas.

    Desdichado de aquel que hace alarde de virtudes que no posee, como glorioso es, aquel que vive en la esencia misma de las virtudes, y las guarda en su corazn, sin alardes de ninguna naturaleza.

    JU AN VALERA

    La sinceridad es virtud, que nace del amor a la Verdad-

    RAGHOZINJ

    Quien obsequia un libro, realza la magnitud ideal del ob sequiado.

    RAGHOZINJ

    &C)esli4mbr am ien to

    Carlos Alberto Fonseea

    Inmvil, mudo, absorto, me concentro por la inmensa verdad an deslumbrado, y es que nada en mi vida habr igualado a la enorme sorpresa de este encuentro ...

    Hoy tras mucho penar, me hallo en el centro del crculo de paz que he ambicionado, tras de siglos de en torno haber buscado, la luz radiosa que llevada adentro.

  • 6 R O S A - C R U Z D E O R O

    En el Arte, la Ciencia y el olvido, busqula con pasin y con locura, y ahora tiemblo, pensando que he podido

    vagar por la negrura de mi abismo, en siglos de ansiedad y de amargura, sin hallarme jams, conmigo mismo.

    Regeneracin Psquica por el Amor

    Decid cuanto queris en defensa de la sociedad; pero la so ledad es la nica que hace feliz al hombre. La mirada que se pierde en el azul infinito del cielo, o que se extiende sobre el rico y variado cuadro de la tierra, no percibe las miserias y ruindades que atormentan la vida en el torbellino del mundo. La Naturaleza no inspira ms que sentimientos sublimes; y medi tndolos, el h