el evangelio del reino-george eldon ladd

Download El Evangelio Del Reino-george Eldon Ladd

Post on 08-Aug-2015

895 views

Category:

Documents

115 download

Embed Size (px)

TRANSCRIPT

EL EVANGELIO del REINO

Estudios bblicos acerca del reino de Dios

por George Eldon Ladd profesor de Teologa bblica en el Seminario Teolgico Fuller

Traducido por George A. Lockward S. ~

Editorial Vida

Los textos bblicos utilizados en esta publicacin han sido tomados de la antigua versin de Casiodoro de Reina (1569), revisada por Cipriano de Valera (1602) y revisada por las Sociedades Bblicas en Amrica Latina en 1862, 1909 Y1960, a menos que se indiquen otras versiones. ISBN 0-8297-1291-7 Categora: Estudios bblicos Este libro fue publicado originalmente en ingls con el ttulo de The Gospel of the Kngdom por Wm. B. Eerdman's Publishing Co. 1974 by Wm. B. Eerdman's Publishing Co. Edicin en idioma castellano Editorial Vida, 1985 Miami, Florida 33167 Reservados todos los derechos Cubierta diseada por: Rector Lozano

Indice Prefacio 5 Prlogo 9 1. Qu es el reino de Dios? 11 2. El reino es futuro 27 3. El reino es de hoy 49 4. El misterio del reino 65 5. La vida del reino 85 6. La justicia del reino de Dios 103 7. La demanda del reino 125 8. El reino, Israel y la iglesia 143 9. Cundo vendrf5i~91: 165

Prefacio Es causa de regocijo para la Iglesia de nuestra Amrica Latina la publicacin de este libro del Dr. George E. Ladd sobre el reino de Dios. Desde que empec a estudiar este importante tema, en parte bajo la tutela del mismo Dr. Ladd, me ha parecido muy raro que se escuchen tan pocos mensajes sobre el reino; esto es incomprensible especialmente si se tiene en cuenta que es el tema nmero uno en la predicacin de las figuras centrales del Nuevo Testamento, primero de Juan el Bautista, luego de Jesucristo mismo, entonces de los discpulos cuando salieron a evangelizar durante el ministerio de Jess, y despus, de toda la Iglesia al ir predicando el Evangelio del reino por todo el mundo. Sin embargo, hoy en da muchos estudiantes de la Biblia y lderes de la Iglesia estn reconociendo, una vez ms, la importancia de este tema. En diciembre de 1972 hubo por primera vez en la historia de la Iglesia un congreso evanglico de telogos latinoamericanos que escogieron el tema del reino de Dios como el foco de su investigacin. En mi opinin esto augura un despertamiento sano dentro del cristianismo evanglico, para que logremos un nivel ms alto en la comprensin y en la predicacin de las Buenas Nuevas. El mensaje barato, fcil, raqutico y privado de las demandas ms serias de Jess, que muchos predicadores muy bien intencionados han dado al mundo no corresponde al llamamiento serio, profundo, y costoso que Jess anunciaba en el primer siglo. Pero gracias a Dios el Evangelio del reino que se presenta en este libro s concuerda con el mensaje de discipulado serio de Cristo. Por eso siento un placer profundo al escribir una palabra de elogio sobre este estudio del Dr. Ladd. No ha escrito pa"ra los eruditos, sino para los pastores y laicos capaces de nuestras iglesias; a pesar de esto su erudicin se aprecia en cada pgina. La estatura de un maestro se nota cuando puede presentar temas difciles de la Biblia y hacerse entender. As que, espero que muchos lderes de la Iglesia lo lean, lo estudien y lo usen en clases bblicas para jvenes y adultos; las enseanzas aqu expuestas profundizarn la consagracin y el ministerio de todos los que tengan contacto con ellas. El autor nos hace entender que el reino de Dios es un concepto bblico muy complejo. Jess nunca dio una definicin de l. A veces parece ser algo del presente, a veces del futuro; aqu indica el rey y su autoridad, all seala los sujetos del reino; en unos versculos los hombres pueden entrar en el reino ahora en este tiempo, y en otros, entran en el futuro. Requiere de una maestra extraordinaria el lograr una coordinacin lgica y satisfactoria de todos los elementos involucrados. El DI. Ladd, creo ha cumplido con esta difcil tarea. Explica que el reino es bsicamente

el gobierno, dominio o autoridad real de Dios, que entr en el mundo en la persona de su Hijo, Jesucristo, con el propsito de derrotar las fuerzas del mal encabezadas por Satans, y de librar a los hombres que se quedaban esclavizados por el pecado. En el presente la liberacin es parcial; slo en la venida futura de Jess se lograr la liberacin total de los hijos de Dios. As que el reino es un poder salvador tanto en el presente como en el futuro. Los poderes de Dios que actuarn en plenitud en la edad venidera estn operando en forma parcial en este siglo malo. Este mismo hecho nos da la seguridad de la victoria final de las fuerzas sobre las huestes del mal en el climax de la historia. La solucin final de Dios terminar los problemas de nuestros das que nos parecen insolubles: los elementos apocalpticos en nuestra historia contem pornea, la contaminacin horrible de nuestro ambiente por la mala mayordoma del hombre, el crecimiellto espantoso de poblacin y la deshumanizacin y esclavitud de millones de personas. Frente a estos problemas el hombre moderno se est haciendo preguntiS serias acerca del destino del mundo. Cunto ms tiempo nos resta antes del fin del mundo? El gran inters en cuestiones de la escatologa ha dado lugar a la explotacin de miles de personas por los astrlogos, maestros falsos, y gurs, que tienen su propia interpretacin de la historia, al . menos de la situacin contempornea. Aun entre los evanglkos aparecen libros sobre el futuro, pero no todos concuerdan con una sana exgesis de la Biblia. En esta situacin me huelga muchsimo la publicacin de este libro que da una presentacin bblica, sana y sensata del plan de salvacin hacia cuyo desenlace al fin de esta edad ha sido encausado por Dios. Algunos lectores de habla castellana tendrn que entender que este libro ha sido escrito en otro ambiente que el de la caldera candente y revolucionaria de AIhrica Latina. Aunque el DI. Ladd distingue el reino y la iglesia, realmente no presenta ninguna conclusin sobre el problema de la relacin entre el reino de Dios en este tiempo, el pueblo del reino, yel mundo en que vivimos. Hasta qu punto debemos buscar ll justicia de Dios en este tiempo y en esta tierra? hasta qu punto hay continuidad o separacin entre el reino de Dios y el del mundo? Si el mundo le pertenece a Dios, y si su autoridad ha sido compartida con sus hijos en la tierra hasta qu punto debemos tratar de imponer los principios del reino de este mundo? Aunque hay varios libros que tratan de este tema desde otros puntos de vista, algn otro autor del rea y contexto latinoamericanos debe reflexionar sobre estos problemas y seguir con el trabajo del Dr. Ladd, edificando sobre su fundamento

slido y relacionndolo todo a la problemtica de Amrica Latina. Gracias a Dios por este comienzo. Esperamos que pronto salgan otros estudios de este alto nivel que nos ayuden a cumplir con nuestro cometido delante de Dios en esta parte de su mundo. Jorge A. Gay C. Santa Brbara de California Junio de 1973

Prlogo Nuestro Seor Jess dedic gran parte de su ministerio pblico a la enseanza del reino de los cielos. Este tema es an hoy da un mensaje importante para el hombre dondequiera este se encuentre. Comprender la secuencia del desarrollo del reino es de primordial significacin para nuestra poca. Comprender "el misterio del reino" que nos ha sido ms claramente revelado a nosotros que a los profetas del Antiguo Testamento tiene una suprema importancia. El reino - en esta poca - es un "reino espiritual" en los corazones de los hombres. El "reino poltico" de Jesucristo, por tanto, est destinado a las edades venideras. Gran parte de la confusin teolgica de nuestros das parte de un falso concepto de "los tiempos" de Dios. La presentacin clara y concisa que aparece en las pginas de este importante estudio merece la consideracin - aunada a la oracin - de todos los "sbditos de ese reino". Lorenzo Triplett Director de Misiones de las Asambleas de Dios para Amrica Latina y el Caribe

1 Qu es el reino de Dios? Vivimos en una poca maravillosa, aunque llena de temores. Maravillosa por las asombrosas conquistas de la ciencia moderna que nos ha provisto de comodidades y de una prosperi: dad jams soada un siglo atrs. Grandes pjaros metlicos atronan los aires, salvando miles de millas en unas cuantas horas. Palacios flotantes ofrecen al viajero ocanico los lujos que tienen los ms elegantes hoteles del mundo. El automvil ha liberado al hombre y le permite explorar por s mismo lugares y paisajes que sus abuelos tan slo pudieron conocer por descripciones hechas en relatos escritos. La energa elctrica ha puesto al servicio de las ms humildes amas de casa numerosos esclavos mecnicos. La ciencia mdica ha dominado plagas, como la viruela, y otros flagelos del bienestar fsico, y est a punto de lograr otras conquistas asombrosas. Es una era maravillosa! Sin embargo, la felicidad y la seguridad parecen ms difciles que nunca, pues encaramos riesgos y peligros de dimensiones inconmensurables. Hemos terminado victoriosamente una guerra en la cual las bases de las libertades humanas estuvieron amenazadas; con todo esto, las columnas de la prensa se ven llenas de historias increbles de actos de supresin de la libertad human~, y la lucha por los derechos humanos no tiene fin. Nuevos descubrimientos acerca de la estructura de la materia han abierto inimaginables perspectivas de bendicin para el bienestar fsico del hombre, aunque cada uno de tales descubrimientos incluye la posibilidad de que pueda servir para destruir la sociedad entera si son usados por manos criminales. En una poca como sta, maravillosa aunque temible, los hombres se plantean inquietantes preguntas: Qu significa todo esto? Hacia dnde vamos? Cul es el sentido humano y el propsito de la historia? Los hombres se preocupan hoy no slo por el individuo y el destino de su alma, sino tambin por el significado de la historia misma. Tiene la humanidad un destino determinado? O es que saltamos sobre el escenario de los tiempos como tteres de madera, tan slo para ver un da en que los actores, el escenar

Recommended

View more >